Vuelvo a mi infancia. Con tan sólo el olor de las auténticas tortitas americanas, me veo sentada en aquella mesa redonda en la calle Snow Drive (en San Jose, CA). Mi hermano y yo estamos sentados en la mesa, esperando a que mi madre termine de hacer todas las tortitas y disfrutar de un desayuno espectacular …  ¡Aunque no siempre eran para desayunar!

Cuando me diagnosticaron celiaquía, una de las primeras recetas que me animé a adaptar a mi nueva dieta sin gluten fueron las tortitas en su versión sin gluten. Salieron bastante bien aunque luego con el tiempo, las he ido mejorando y adaptando.

Trucos para disfrutar de las mejores tortitas sin gluten:

Una de las cosas que he aprendido al hacer esta receta es que le viene bien a la mezcla reposar unos minutos. 10 – 15 minutos son perfectos para que las harinas terminen de absorber la humedad y que luego las tortitas no se desparramen por la sartén.

La segunda cosa que he comprobado que mejoran el sabor y la textura de las tortitas, es usar leche cortada o buttermilk. Ya lo hemos usado en otras recetas como en los muffins de plátano con chips de chocolate. La acidez de la leche cortada (no te asustes que no es más que leche con unas gotas de limón) le da una esponjosidad a las tortitas y a otras masas sin gluten que nos viene muy bien.

Lo más habitual es tomar las tortitas para desayunar (muy americano), para merendar (más español) y existe una tercera opción, que como no podía ser de otra forma, es la que más me gusta: tortitas sin gluten para cenar. A veces, muy de vez en cuando, nos damos un homenaje de tortitas con sirope de arce, con huevos revueltos, beicon y fruta fresca. Para cenar. Me parece súper divertido y está buenísimo.

Recomendaciones para hacer las mejores tortitas:

♥  Si no tienes una mezcla de harina sin gluten, puedes usar una combinación casera, la que más te guste, pero te recomiendo añadir 1/4 de cucharadita de goma xantana. Si no sabes lo que es o para qué sirve, aquí te lo explico.

♥ Las tortitas sin gluten se pueden tomar con sirope de arce, caramelo, mermelada, chocolate, dulce de leche, fruta fresca…

♥  Si no quieres que se te enfríen las tortitas mientras que las vas cocinando te doy un truco. Puedes templar el horno a 50-70 grados sin aire y guardarlas en un plato hasta que estén todas listas para comer. Así toda la familia disfrutará de las auténticas tortitas amercianas sin gluten.

♥ También se pueden tunear añadiendo a la mezcla (antes de su cocción): chips de chocolate, arándanos, canela …

Si quieres una versión rápida y algo más saludable (sin azúcares añadidos): no te pierdas esta receta de tortitas de plátano sin gluten.

Tortitas de plátano sin gluten
Check out this recipe
tortitas de plátano sin gluten

Tortitas sin gluten

Tiempo de preparación: 20 minutos
Tiempo de cocción: 10 minutos
Plato: Bizcochos y Tartas, Cocinar, Comprar, Desayuno, Dulces, Merienda, Sin Horno
Palabra clave: cocinar con niños, desayuno, dieta sin gluten, huevo, niños, receta sin horno
Dieta: Sin gluten
Raciones: 12 unidades
Autor: Adriana

Equipment

Ingredientes

Elaboración paso a paso

  • Lo primero es preparar la leche cortada. Mide la taza de leche, echa unas gotas de limón y reserva.
  • Mide la harina y mezcla en un bol pequeño con la sal, bicarbonato y levadura. Reserva.
  • En un bol grande bate los huevos, añade el aceite, azúcar y la leche cortada. Mezcla hasta que estén bien integrados. Añade los ingredientes secos y bate hasta que no queden grumos. Si lo dejas reposar 10 o 15 minutos mucho mejor.
  • Calienta una sartén (o dos si quieres ir más rápido) y debes ponerle aceite con un papel de cocina o de ese aceite que venden en spray (el que yo he encontrado es AOVE así que es un poco más fuerte, pero no nos ha molestado el sabor).
  • Con la ayuda del medidor de 1/4 vamos a ir echando las tortitas. Dejamos que se hagan por un lado hasta que la superficie se ve llena de burbujas que se han abierto, como en la foto. Le damos la vuelta y lo dejamos unos 30 segundos. Repetimos hasta terminar con toda la mezcla de tortitas.
  • Si te sobran tortitas (NUNCA me han sobrado!) puedes guardarlas individualmente envueltas en film. Incluso las puedes congelar y luego descongelar unos segundos en el microondas.
Tried this recipe?Let us know how it was!