planificar un viaje sin gluten a Japón

15 recetas de panes y postres low carb

¿Estás planeando ir a Japón pero te da miedo el tema de la dieta sin gluten? En esta entrada voy a repasar todos los aspectos previos al viaje; es decir, toda la parte relacionada con planificar un viaje sin gluten a Tokio. Veremos aspectos como el alojamiento, el transporte por la ciudad, la posibilidad de tener datos móviles y algunos consejos más que espero que te ayuden.

En mi caso, he estado 5 días, por lo que solamente tuve tiempo de ir a Tokio y una excursión de un día a Kamakura. Aún así, merece la pena el viaje. Eso sí, es un viaje que requiere algo de planificación por tu parte porque las comidas sin gluten son algo más complicadas. Deliciosas eso sí, cuando se encuentran.

A continuación paso a detallar los aspectos más importantes que debes en tener en cuenta antes de iniciar tu viaje. Siempre recomiendo prepararse los viajes y estar seguros de las opciones sin gluten, pero en el caso de Japón, creo que es más necesario aún. Se trata de una cultura muy diferente a la nuestra, donde además el idioma es una gran barrera. No obstante, es posible viajar a Tokio y seguir la dieta sin gluten sin  problemas.  Para ello, el primer paso fundamental es informarte; preparar y planificar un viaje sin gluten a Tokio.

Por favor ten en cuenta que algunos de los enlaces que pongo son afiliados. Esto quiere decir que si adquieres el producto o servicio a través de dicho enlace, yo me llevaré una pequeña comisión. De esta manera también estás contribuyendo al funcionamiento del blog, así que gracias!

CÓMO PLANIFICAR UN VIAJE SIN GLUTEN A TOKIO

TRANSPORTE:

Empecemos por el principio: el avión. Muchas compañías aéreas ofrecen menús sin gluten a bordo. Yo volé con Iberia y no tuve problemas. Sin embargo, en otros viajes me ha ocurrido que se han olvidado de mi comida sin gluten. Por eso y porque no siempre está muy rica la comida del avión, te recomiendo llevar algo de comer por si acaso.

Dependiendo de tu compañía aérea, irás a un aeropuerto u otro. El más grande es Narita y está a una hora del centro de Tokio. Se puede ir en tren o en autobús. Tienen un precio muy similar así que realmente es más por el horario del próximo traslado por lo que te recomiendo uno u otro. A la llegada nosotros fuimos en el tren. Tienen wifi gratuito a bordo. A la vuelta sin embargo, decidimos volver en el autobús ya que pasaba por el hotel y así no teníamos que ir con las maletas hasta la Tokyo Station.

Para moverte por Japón seguramente necesites la Japan Rail Pass. En mi caso, al tratarse de un viaje corto y con tal sólo una excursión a Kamakura, no nos merecía la pena. Si vas a viajar a más ciudades como por ejemplo Kioto u Osaka, quizás te resulte interesante. Además en Tokio, te sirve para moverte por algunos trenes de Tokio o al Narita Exprés desde el aeropuerto. Aquí en este enlace tienes más información y también lo puedes adquirir.

Japan Rail Pass 

Para moverte por Tokio necesitas una tarjeta de metro: Siuca o Passmo. Las dos valen igual y se puede comprar la tarjeta física  o incluso instalar en el móvil e ir haciendo las recargas que necesites (en iphone se instala en Wallet y funciona de maravilla). Si compras la tarjeta física, deberás dejar unos 500 Yenes en concepto de finanza de la tarjeta. Te lo devuelven al devolver la tarjeta. Los trayectos dentro de la ciudad suelen costar entre 170 y 200 Yenes.

pasmo suica

ALOJAMIENTO:

En cuanto al alojamiento: yo prefiero siempre que es posible ir a apartamento. Sobre todo en Tokio con la dificultad que tiene poderse entender para comer sin gluten, creo que es mejor tener una pequeña cocina. Sin embargo, en este viaje no era posible así que estuvimos en un hotel.

En cuanto a la ubicación del hotel o apartamento. Las zonas más turísitcas suelen ser Shibuya o Asakusa. En nuestro caso, el hotel estaba en Ginza que si bien es una zona más financiera, está muy bien comunicada. Está más o menos en el centro por lo que los traslados a los distintos barrios de la ciudad no suponía más de 30 minutos.

Tokio es una ciudad muy grande así que antes de confirmar tu hotel o apartamento, asegúrate de comprobar las distancias y tiempos de transporte. Si además viajas con niños, creo que esto es más importante aún ya que suelen cansarse después de estar todo el día descubriendo la ciudad.

GOOGLE MAPS:

Al planificar un viaje sin gluten a Tokio, para mí es fundamental preparar un mapa en Google, sobre todo cuando viajas a ciudades grandes como Nueva York o Tokio. En el mapa, además de marcar dónde está mi hotel o apartamento, supermercados cercanos o restaurantes sin gluten, también incluyo los sitios que quiero visitar.

Yo los organizo por colores y por zonas. Cada zona tiene un color y le asigno un icono en función de si es un restaurante, un parque, un museo o un templo por ejemplo.

Aquí tienes mi mapa de Google, a tu completa disposición. Sin embargo, te recomiendo hacer el tuyo propio ya que también te ayuda a ubicarte mejor en la ciudad y reconocer los distintos barrios.

DATOS MÓVILES EN JAPÓN:

El día antes de salir me animé y compré en la web de Japonísmo una tarjeta eSIM. Es una tarjeta SIM pero electrónica;, no tienes que sacar tu tarjeta SIM (pudiendo mantener tus llamadas y whatsapp) pero tienes datos móviles con la tarjeta electrónica.

Resulta súper sencillo de instalar: vamos, que lo hice yo sola, así que cualquiera puede. También es cierto que está súper bien explicado tanto en la web de Japonísmo como en la de HolaFly (que es quien da el servicio). Yo cogí la opción de 8 días, que tiene 3 GB y cuesta 19€.

Quiero una eSIM yo también!

Me ha parecido súper útil, pero míralo bien antes y asegúrate que tu terminal móvil es compatible con esta opción. Sino, siempre puedes usar una SIM normal, que puedes conseguir aquí. *Asegúrate de comprobar qué servicio estás comprando ya que ambos pueden tener el mismo precio. 

Te recomiendo tener datos móviles ya que para moverse por la ciudad es súper útil. En el metro hay wifi pero no siempre funciona bien. Algunas estaciones de metro tienen muchísimas salidas y disponer de Google Maps ha sido una maravilla.

Es importante que indiques tu punto de partida y el de llegada (no la parada de metro, sino por ejemplo “Shibuya Crossing”), de esta forma, Google te dirá:

  • la línea de tren
  • la via en la que debes coger el tren
  • te indica el vagón que está situado más cerca de tu salida
  • el número de salida (además del nombre están numeradas)
  • puedes desplegar el mapa para los trayectos peatonales hasta el metro y desde la salida del metro hasta el punto final.

captura google maps

¡Una maravilla!

Puedes conseguir tu tarjeta eSIM aquí: Tarjeta eSIM de datos móviles

DINERO / TARJETAS DE CRÉDITO:

Te recomiendo llevar algo de efectivo en Yenes. No todas las tarjetas funcionan siempre; de hecho yo he tenido problemas con la VISA en algunos establecimientos y sin embargo en otros, sí funcionaba. La tarjeta de débito me ha dado menos problemas, pero aún así, en algunos sitios solamente aceptan efectivo.

JET – LAG:

Me voy a permitir darte un pequeño consejo en cuanto al jet-lag a la llegada a Japón. Si tu vuelo es como el mío y llegas por la mañana a Tokio, no te acuestes. No duermas siesta; intenta aguantar al máximo posible y no acostarte antes de las 22:00. Es difícil, lo sé (lo acabo de hacer) pero es lo mejor para adaptarte rápidamente al horario.

Creo que este es uno de los consejos más valiosos que te puedo dar, de verdad.

OTROS:

Me ha sorprendido comprobar que realmente se habla muy poco inglés en Japón. Y este es uno de los problemas más importantes al transmitir nuestra condición de celiacos. Seguramente podríamos comer en más restaurantes si pudiéramos comunicarnos con el personal del restaurante.

Además, no existe una palabra equivalente al gluten sino que hay que enumerar todos los cereales que lo incluyen. Tampoco suele haber problema de contaminación como lo entendemos muchas veces en España por migas de pan. Es más complejo ya que en la salsa de soja e incluso en algunos de sus vinagres hay gluten. Así que mi recomendación es no fiarte a menos que estés en un restaurante más turísitico o que el camarero realmente te transmita tranquilidad.

Los japoneses son muy respetuosos y no suelen comer en el metro ni por la calle. Sin embargo, en los parques no hay problema.

Los taxis no son excesivamente caros. Pero lo curioso es que  no se tocan las puertas. Es el conductor quien las abre y las cierra con un mecanismo desde su asiento. Ah! Además, no olvides que en Japón se circula al lado contrario (como en Londres).

Aquí puedes ver mi planning para 5 días en Tokio